Rubén Cárcamo Bourgade

sábado

10.- ¡Ya! Terminé.

¡Ya! Terminé. He limpiado casi todo el estropicio de la fiesta de anoche.
- A propósito de apetito: ¿qué vas hacer de almuerzo?
-  No te oigo. Baja el volumen de la radio.
- ¿Qué vas hacer de almuerzo?
- Cazuela sin ajo ni cebolla. Separando el caldo de las presas.
. . .
- Sonia; en el dormitorio de la Tami hay un muchacho con inmensos ojos  ¿Y adivina lo que me preguntó?
- ¿Qué?
- ¿Y qué decía la carta del Cucho?